kool beach vivir playa del carmen

¡Ventajas de ser Playense!

Muchos creen que vivir en Playa del Carmen es un experiencia única, mágica e incomparable y lo cierto es que tienen toda la razón. Despertarse cada mañana con el abrazo del sol caribeño, sentir la brisa marina invadir cada centímetro de la piel y mirar la hermosura turquesa de las aguas es simplemente un recuerdo que permanecerá para siempre en la memoria. A pesar de ello, no hay que mal interpretar las cosas. No me refiero a que los playenses viven en una fiesta eterna; como si despertaran cada día a la orilla del mar, recostados sobre un camastro con un coco en la mano. Más bien, hago referencia a que esta ciudad propicia el ambiente perfecto para la relajación de las personas que se esfuerzan por construir una comunidad próspera, estable y cosmopolita.

En este sentido, se pueden resaltar 3 aspectos de la vida en Playa del Carmen: los beneficios de vivir cerca del mar, aquellos que brinda una sociedad cosmopolita y los de una capital de la cultura.

Como ya sabrás, Playa del Carmen era un puerto de pescadores que se convirtió en uno de los principales atractivos turísticos de México. Gracias a esta cercanía con el mar, sus habitantes han podido disfrutar de una calidad de vida alucinante; tanto que incluso ha atraído a nuevos pobladores. Desde mejoras en el sistema respiratorio y cardiovascular, hasta ayudar a controlar el estrés, vivir cerca de la playa genera numerosos beneficios en el cuerpo, la mente y el alma de las personas. Por otro lado, el característico color turquesa del Mar Caribe, crea el ambiente perfecto; no solo para disfrutar de un hermoso día soleado en la playa, sino que también para trabajar en un entorno agradable y apacible.

Dicha situación ha ocasionado que esta ciudad se vuelva atractiva tanto para migrantes nacionales como internacionales. Por ende, el ser un playense trae consigo la posibilidad de vivir en un pedacito de tierra que concentra gran parte de la cultura del mundo. Ésta no se limita únicamente a la gastronomía, idiomas o el arte, también es posible encontrar una serie impresionante de tiendas que muy difícilmente se conocerían, si no fuera por la gran afluencia de turistas y de inmigrantes de todas partes del mundo.

Otra cosa muy positiva que poco se menciona es la comida. Si bien la cocina mexicana es una de las mejores del mundo gracias a su diversidad de colores, sabores y texturas; en Playa del Carmen abunda algo que llamamos la cocina del mundo. En pocas palabras, así como hay inmigrantes, hay comida. Esto quiere decir que casi todos los residentes extranjeros ponen algún restaurante de la cocina típica de su país. Algunos, sobre todo aquellos que llevan muchos años en México, incluso se atreven a combinar la gastronomía nacional o local con sabores de su cocina materna. Entonces, es así como las personas pueden darse el lujo de emprender un viaje alrededor del mundo sin tener que salir de su lugar de origen.

Por todo esto, no ha de ser difícil imaginarse que Playa del Carmen es mucho más que un paraíso tropical. Aquí la cultura está innegablemente por doquier. Un claro ejemplo de ello es la famosísima Quinta Avenida, donde al pasear sus calles podrás notar un millar de artistas que ofrecen lo mejor de su arte en las galerías, museos e incluso en la calle misma.

No cabe la menor duda de que Playa del Carmen es un lugar de ensueño en toda la extensión de la palabra. Y más cuando se disfruta de un espectacular día en la playa en Kool Beach Club. Aquí tanto locales como turistas viven la verdadera experiencia de ser playenses. ¡No dudes en visitarnos!

Post a comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *